¡No puede ser!

¡No puede ser!

Después de varios días de reflexión más teórica hoy he vuelto a un relato, otro ejemplo claro de asamblea coñazo, esta vez fui yo una de las principales protagonistas de generar un desastre. “Somos una asamblea abierta, una asamblea verdaderamente democrática, cualquiera que viene puede participar en las decisiones”, me explicó Pepe un día presumiendo…

Los que se quedan atrás

Los que se quedan atrás

Me he quedado sola. Otra vez. No sé cuantas veces me ha pasado. He formado parte de numerosos grupos, colectivos, proyectos, equipos, asociaciones… que supuestamente iban a aportar algo positivo al mundo. Y siempre ha pasado lo mismo. Soy la que observa como todos se van. Para siempre la última superviviente. Ahí estábamos. “¡Esto no…